HomeBlogCebollasCómo se establece un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía

Cómo se establece un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía

La hidroponía es un sistema de cultivo que utiliza soluciones minerales disueltas en agua para alimentar a las plantas en lugar del suelo tradicional. Esta técnica ha ganado popularidad en los últimos años debido a su capacidad para maximizar la producción y optimizar los recursos necesarios. En el caso de las cebollas, establecer un sistema de nutrición adecuado en hidroponía es fundamental para su crecimiento saludable y la obtención de bulbos de alta calidad.

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

En este artículo te mostraremos paso a paso cómo establecer un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía. Desde la preparación del medio de cultivo hasta la selección de los fertilizantes necesarios, te proporcionaremos la información necesaria para lograr el éxito en este tipo de cultivo.

Preparación del medio de cultivo

El primer paso para establecer un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía es la preparación del medio de cultivo. Para este tipo de cultivo, se recomienda utilizar un sustrato inerte como la perlita, la vermiculita o la fibra de coco. Estos materiales ofrecen una excelente capacidad de drenaje y retención de agua, asegurando un óptimo crecimiento de las raíces.

Antes de utilizar el sustrato, es importante enjuagarlo bien para eliminar cualquier residuo o impureza. A continuación, se recomienda realizar una desinfección del mismo utilizando una solución de peróxido de hidrógeno al 3% para evitar la propagación de enfermedades y plagas.

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

Selección de los nutrientes

Una vez preparado el medio de cultivo, es fundamental seleccionar los nutrientes adecuados para las cebollas en hidroponía. En este tipo de cultivo, los nutrientes esenciales se suministran a través de una solución nutritiva que debe contener los macroelementos (nitrógeno, fósforo, potasio) y los microelementos (hierro, manganeso, zinc, entre otros) necesarios para el correcto desarrollo de la planta.

Es importante destacar que las cebollas son plantas de rápido crecimiento y alto requerimiento nutricional. Por lo tanto, es recomendable utilizar una solución nutritiva de concentración media a fuerte para satisfacer sus necesidades de manera adecuada.

Proporciones recomendadas de nutrientes

A continuación, te mostramos las proporciones recomendadas de nutrientes para las cebollas en hidroponía:

  • Nitrógeno (N): 150 ppm
  • Fósforo (P): 50 ppm
  • Potasio (K): 200 ppm
  • Calcio (Ca): 150 ppm
  • Magnesio (Mg): 50 ppm

Además de estos macronutrientes, es importante incluir los siguientes microelementos:

  • Hierro (Fe): 4 ppm
  • Manganeso (Mn): 2 ppm
  • Cinc (Zn): 0.5 ppm
  • Boro (B): 0.5 ppm

Estas son solo recomendaciones generales y es posible que debas ajustar las proporciones según las necesidades específicas de tus plantas y la composición de tu agua de riego. Para ello, es recomendable realizar análisis químicos regulares de la solución nutritiva y modificar las proporciones en consecuencia.

Aplicación de la solución nutritiva

Una vez preparada la solución nutritiva, es hora de aplicarla a las plantas. En el caso de las cebollas, se recomienda utilizar un sistema de riego por goteo para proporcionar una cantidad constante de nutrientes a las raíces. Este sistema asegura una distribución uniforme de la solución y evita el desperdicio de agua y nutrientes.

Es importante recordar que la solución nutritiva debe ser aplicada de manera suficiente pero no excesiva, evitando el encharcamiento del medio de cultivo. Además, es recomendable regar las plantas con la solución nutritiva varias veces al día para mantener un suministro constante de nutrientes.

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

Control de pH y EC

El control del pH y la conductividad eléctrica (EC) de la solución nutritiva es fundamental para garantizar una correcta absorción de los nutrientes por las raíces de las cebollas. El pH recomendado para el cultivo de cebollas en hidroponía oscila entre 5.5 y 6.5, mientras que la EC debe mantenerse en un rango de 1.5 a 2.5 mS/cm.

Para ajustar el pH de la solución, puedes utilizar ácido cítrico o ácido fosfórico para bajarlo, y carbonato de calcio o bicarbonato de sodio para subirlo. Recuerda hacer ajustes graduales y medir el pH regularmente para asegurarte de alcanzar el valor deseado.

En cuanto a la EC, puedes ajustarla agregando más agua o nutrientes a la solución según sea necesario. Recuerda que un valor de EC demasiado alto puede causar quemaduras en las raíces, mientras que un valor demasiado bajo puede indicar una falta de nutrientes.


Establecer un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía es esencial para asegurar su crecimiento saludable y la obtención de bulbos de alta calidad. La preparación del medio de cultivo, la selección de los nutrientes, la aplicación de la solución nutritiva y el control del pH y la EC son pasos clave en este proceso.

Recuerda que cada cultivo es único y es posible que debas realizar ajustes y adaptaciones según las necesidades específicas de tus plantas. Además, el monitoreo regular de los parámetros de la solución nutritiva y la observación de las plantas te permitirán detectar cualquier problema a tiempo y tomar las medidas necesarias para solucionarlo.

¡Con estos pasos y un poco de dedicación, lograrás establecer un sistema de nutrición adecuado para las cebollas en hidroponía y obtener una cosecha exitosa!

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!