HomeBlogCebollasCuánto tiempo toma desde la siembra hasta la cosecha de la cebolla en condiciones de invernadero

Cuánto tiempo toma desde la siembra hasta la cosecha de la cebolla en condiciones de invernadero

La cebolla es un cultivo muy utilizado en la cocina debido a su sabor característico y a sus múltiples aplicaciones en diferentes platos. Cultivar cebolla en condiciones de invernadero puede ser una gran opción, ya que nos permite tener un mayor control sobre el entorno de cultivo y garantizar una cosecha constante durante todo el año.

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

En este artículo, vamos a explorar cuánto tiempo toma desde la siembra hasta la cosecha de la cebolla en condiciones de invernadero, y también vamos a analizar los diferentes factores que pueden influir en el tiempo de crecimiento de las cebollas.

Qué prácticas pueden ayudar a prevenir la acumulación de salinidad en el suelo del invernadero

Preparación del suelo

Antes de sembrar las cebollas en el invernadero, es importante preparar adecuadamente el suelo. Esto implica quitar las malas hierbas y nivelar la tierra para asegurar un crecimiento uniforme de las plantas. Además, es recomendable enriquecer el suelo con abono orgánico para proporcionar los nutrientes necesarios para un desarrollo saludable de las cebollas.

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

Selección de semillas

La selección de semillas de calidad es fundamental para el éxito del cultivo de cebolla en invernadero. Se recomienda elegir variedades adaptadas al cultivo bajo cubierta y que sean resistentes a enfermedades comunes. Además, es importante verificar la fecha de caducidad de las semillas para asegurarse de que son frescas y tienen una alta tasa de germinación.

Siembra de las semillas

Una vez que el suelo esté preparado y las semillas sean seleccionadas, es hora de sembrar las cebollas en el invernadero. La siembra se realiza aproximadamente a una profundidad de 1-2 centímetros, dejando un espacio de unos 10-15 centímetros entre cada planta. Es importante tener en cuenta que las cebollas pueden tardar un poco más en germinar en condiciones de invernadero en comparación con el cultivo al aire libre.

Cómo influye la estacionalidad en la selección de variedades de cebollas para invernaderos

Descubre los invernaderos más innovadores y eficientes

¡VER AHORA!

Riego y fertilización

El riego y la fertilización adecuados son fundamentales para el crecimiento saludable de las cebollas. Las cebollas deben regarse regularmente para mantener el suelo húmedo, pero sin llegar a saturarlo. También es importante proporcionar suficiente fertilizante, tanto orgánico como mineral, para asegurar un suministro adecuado de nutrientes a las plantas.

Control de enfermedades y plagas

En condiciones de invernadero, es importante monitorear de cerca las enfermedades y plagas que pueden afectar a las cebollas. Al tener un ambiente controlado, es más fácil prevenir y controlar la aparición de enfermedades y plagas. Se pueden utilizar productos orgánicos o químicos para proteger las plantas de posibles infestaciones.

Maduración y cosecha

El tiempo que toma desde la siembra hasta la cosecha de la cebolla en invernadero puede variar dependiendo de diversos factores, como la variedad de cebolla, las condiciones de crecimiento y el clima. En general, las cebollas suelen tardar entre 60 y 120 días en madurar completamente.

Una señal de que las cebollas están listas para ser cosechadas es cuando las hojas se vuelven secas y comienzan a caer. En este momento, se puede realizar la cosecha, extrayendo cuidadosamente las cebollas del suelo para evitar dañarlas. Es importante permitir que las cebollas se sequen al aire durante unos días antes de almacenarlas.


El cultivo de cebolla en condiciones de invernadero puede proporcionar un suministro constante de cebollas durante todo el año. El tiempo que toma desde la siembra hasta la cosecha puede variar dependiendo de diversos factores, pero en general, se puede esperar que las cebollas maduren completamente en un período de 60 a 120 días. Es importante llevar a cabo las prácticas de cultivo adecuadas, como la preparación del suelo, la selección de semillas de calidad y el control de enfermedades y plagas, para asegurar un crecimiento saludable de las cebollas y una cosecha exitosa.